Big Data y el futuro inmobiliario

Big Data y el futuro inmobiliario
Valora este articulo

Estamos viviendo de pleno la era de la informática y de las tecnologías de la comunicación. Cada vez nos comunicamos y consumimos más a través de dispositivos digitales conectados a internet. Toda esta navegación, multiplicada por cada usuario, hace que generamos enormes volúmenes de datos que podrían analizarse para obtener información que puede ser de provecho para los negocios. Se llama Big Data y podría ser clave para el futuro de las inversiones inmobiliarias y el marketing inmobiliario.

marketing inmobiliario

Big Data

Las denominadas TIC, tecnologías de la información y la comunicación, se están desarrollando mucho más rápido de lo que asimilamos las personas corrientes en nuestro día a día. Tanto que en el blog de noticias inmobiliarias de Api.cat aún estamos hablando de la importancia de tener una buena página web y de que las fotos tengan calidad, que ya tenemos que prestarle atención al Big Data.

¿Pero qué es exactamente el Big Data?

Big Data es la gestión y el análisis de enormes volúmenes de datos que no pueden ser tratados de manera convencional, ya que superan la capacidad de las herramientas de software habitualmente utilizados para la captura, gestión y procesamiento de datos.

El objetivo de Big Data es convertir esos datos en información útil, que facilite la toma de decisiones en las empresas, ya que les ayudan a entender el perfil y las necesidades de los clientes respecto a los productos y servicios que venden. En este sentido, ya están surgiendo empresas que ofrecen servicios de Big Data a otras empresas para ayudarlas a orientar sus inversiones y  estrategias de marketing.

¿En qué puede ayudar el Big Data al mercado inmobiliario?

Tal y como explican desde la empresa Urban Data Analytics en un artículo para El Mundo, el sector inmobiliario siempre está en un constante debate de cifras y fuentes de información que a menudo no coinciden, resultando un poco opaco: el Ministerio de Fomento, el INE, el Colegio de Registradores, el Catastro, estudios de tasadoras y consultoras Inmobiliarias, Colegios de Arquitectos y Aparejadores, portales inmobiliarios, etc. Cada uno de ellos utiliza en sus análisis fuentes y enfoques distintos, dando lugar a informaciones son sesgos y niveles de rigor distintos.

Al mismo tiempo están los inversores y ciudadanos de a pie que navegan buscando información de rigor para decidir si compran o alquilan, si invierten o no, donde y cuando.

Con el Big Data estas empresas pueden ofrecer toda esta información concentrada, localizada y con un análisis comparativo que ayude a la toma de decisiones de la misma manera que lo pueda hacer una gran consultora, además de responder a preguntas como: ¿Qué precio real de mercado tiene mi piso en Barcelona? ¿Dónde y a qué precio están los locales comerciales más demandados? ¿En qué zona ha tocado techo el precio de las oficinas?, entre otras.

¿Crees que el Big Data será una herramienta imprescindible para el futuro del marketing inmobiliario?

Foto: Bit Comunicació

Las respuestas a los comentarios contenidas en este blog son orientativas y no son constitutivas de ningún asesoramiento legal, por lo tanto, no tienen fuerza vinculante, no se deriva responsabilidad y no otorgan ninguna garantía sobre la licitud y legalidad de la información difundida.

Deja un comentario