¿Te conviene vender tu casa antes del 2015 para esquivar la reforma fiscal?

¿Te conviene vender tu casa antes del 2015 para esquivar la reforma fiscal?
Valora este articulo

En enero del 2015 entrará en vigor una reforma fiscal que afectará a la vivienda en distintos aspectos. Uno de esos cambios que traerá consigo esta nueva  reforma fiscal puede afectarte y mucho si estás pensando en vender una vivienda. Te damos todos los detalles en api.cat

Cuando una persona como propietario vende una vivienda y gana dinero con la operación, Hacienda se queda una parte de los beneficios. Esto es así y lo seguirá siendo, lo que cambiará es la proporción de los beneficios que se quedará hacienda.

Eso se debe a que con la reforma, se eliminan dos medidas –los coeficientes de actualización y de abatimiento-, para el cálculo de la plusvalía de la venta de viviendas adquiridas antes de 1994. Estos coeficientes lo que hacían era corregir el efecto que tiene la inflación y la subida de los precios, sobre las casas. Es decir, Hacienda aplicaba descuentos para compensar la actualización de los precios de la vivienda ya que,  por ejemplo,  el valor que tenían 2 millones de pesetas en los ’70 no son los que tienen ahora 12.000 euros.

Luego, la eliminación de estos coeficientes tendrá tal impacto que, si vendes tu casa de Badalona a partir de enero del 2015, tendrás que pagar a Hacienda hasta cuatro veces más que si lo haces antes de que se acabe el 2014.

Veamos un ejemplo a partir de un simulador elaborado por Cinco Días, que te permite calcular la diferencia fiscal entre vender una vivienda hoy y hacerlo a partir de enero de 2015:

Una persona compró un piso en Tarragona el año 1976 por dos millones de pesetas (12.020 euros) y ahora decide venderlo y le ofrecen 220.000 euros. Con la ley vigente, tendrá que pagarle a Hacienda 10.869 euros por la ganancia patrimonial. Sin embargo, si lo vende a partir del 1 de enero de 2015, tendrá que pagar 43.995 euros. Es decir, la diferencia entre vender un piso el 31 de diciembre de este año o hacerlo 24 horas más tarde asciende a 33.126 euros. ¡Casi nada!

Pero esto no afectará así a todas las operaciones de venta si no básicamente a 3 tipos de propietarios y circunstancias:

  • A los que quieran vender una casa que compraron antes del 31 de diciembre del 1994.
  • A los que no venden una vivienda habitual, si no la típica segunda residencia de playa, montaña o casa de campo.
  • A los que en dos años a partir de la venta, no invierten ese dinero en la compra de otra vivienda.

Así que a efectos fiscales, prácticamente solo se salvarán aquellos que venden una vivienda habitual y reinvierten todo ese dinero para comprar otra vivienda habitual en un plazo de hasta dos años, antes o después de la fecha de la venta.

Así que ya sabes, si tienes una vivienda para vender y cumples alguno de estos 3 requisitos más te vale encontrar un comprador antes del 31 de diciembre del 2014.

Foto: Pinterest

Comments

Las respuestas a los comentarios contenidas en este blog son orientativas y no son constitutivas de ningún asesoramiento legal, por lo tanto, no tienen fuerza vinculante, no se deriva responsabilidad y no otorgan ninguna garantía sobre la licitud y legalidad de la información difundida.

Deja un comentario